También conocida como el “ébola del olivar” la Xylella fastidiosa es la principal amenaza para la potente producción de aceite de oliva en España. Aunque no está presente en la península ibérica,  se ha introducido con fuerza en el sureste italiano, por ello se ha activado  un protocolo de cuarentena para evitar su aparición y propagación entre nuestros olivares. Devastadora y casi incontrolable, la bacteria es capaz de secar por completo hasta los olivos más centenarios, llegando a causarles la muerte.  ¿Te gustaría saber más sobre la enfermedad? ¿Quieres conocer cuáles son las principales medidas preventivas? Te contamos todo lo que necesitas saber en este artículo.

 

Descripción biológica de la enfermedad

La Xylella fastidiosa es la bacteria fitopatógena que representa una de las principales amenazas para la producción agrícola en el mundo, siendo una de las enfermedades más peligrosas y difíciles de controlar.

La bacteria vive y se desarrolla en el xilema vegetal, el tejido lignificado de conducción que transporta líquidos desde la raíz hasta las hojas de las plantas. De forma habitual, la bacteria se propaga mediante insectos vectores,  principalmente cicadélidos, cercópidos y hemípteros chupadores que se alimentan  del xilema. La especificidad entre la bacteria y el vector suele ser muy baja, por lo que prácticamente cualquier especie de cicadélido o cercópido puede ser vector potencial de la bacteria. Los vectores, sin embargo, sólo actúan como dispersores eficientes a corta distancia. De esta forma,  el principal riesgo de entrada de la bacteria en otros continentes es hoy en día el comercio y transporte de material vegetal infectado.

 

Philaenus spumarius, insecto vector de la bacteria Xylella fastidiosa

Philaenus spumarius, insecto vector de la bacteria Xylella fastidiosa

 

Xylella fastidiosa no sólo afectaría al cultivo del olivar, sino que también podría afectar a otros cultivos importantes en nuestro país, tales como cítricos, vid, almendros, melocotoneros, así como a numerosas especies ornamentales.

Esta bacteria es la responsable de diversas enfermedades, tales como, clorosis variegada de los cítricos, enfermedad de Pierce en la vid, Phony Peach en melocotonero, enanismo de la alfalfa y el quemado de hojas en otras especies leñosas. En el caso del olivar provoca la llamada Necrosis marginal o Quemazón.

 

Situación en España de la enfermedad

Aunque no hay presencia de la enfermedad entre nuestros cultivos,  nuestro territorio es zona de alto riesgo por diversos motivos:

  • La amplia presencia de plantas hospedantes en nuestro territorio.
  • El clima: Los insectos vectores se alimentan de una amplia variedad de plantas (más de 300). En zonas secas del sur de España, con poca densidad vegetal, estos insectos se pueden ver obligados a picar en cultivos como el olivar, lo que dispara la propagación de la bacteria sobre ellos.
  • La cercanía a Italia y la Costa Azul: Se trata de las dos zonas afectadas más cercanas a nuestro territorio. En Italia (región de Lecce) la enfermedad ya ha ocasionado importantes pérdidas en los cultivos de olivar; mientras que en la Costa Azul, existe presencia de Xylella en otros cultivos hospedantes.

La Xylella fastidiosa está considerada en la UE como organismo de cuarentena con arreglo a la Directiva 2000/29/CE del Consejo (Directiva sobre fitosanidad). Esta norma fitosanitaria impone a todos los Estados miembros la obligatoriedad de llevar a cabo, una vez se pruebe la presencia de Xylella en su territorio, todas las acciones necesarias para erradicarla e impedir su propagación.

Siguiendo esta normativa, El Magrama ha diseñado un Plan Nacional de Contingencia de Xylella fastidiosa. Este cuenta con un profundo Protocolo de Prospecciones para su detección precoz, y un Programa de Erradicación que incluye los pasos a seguir en caso de que se tenga constancia de su presencia.

Además de este plan de lucha a nivel nacional, las diferentes Comunidades Autónomas, a través de sus consejerías de agricultura, están desarrollando jornadas de información sobre su sintomatología, así como documentos sobre Xylella de libre acceso para agricultores, productores y cooperativas.

 

Sintomatología y detección de la Xylella fastidiosa

En algunos casos, los síntomas de Xylella fastidiosa se relacionan con los del estrés hídrico: marchitez o decaimiento generalizado y, en casos más agudos, se corresponden con la seca de hojas y ramas, llegando hasta la muerte de toda la planta.

En otras situaciones, los síntomas se relacionan con los provocados por ciertas deficiencias de minerales, como clorosis internervial o moteado en hojas. El síntoma más característico es el quemado de la hoja o brotes.

Una parte verde se seca de repente, volviéndose marrón, mientras los tejidos adyacentes permanecen amarillos o rojos. La desecación se extiende con facilidad, pudiendo ocasionar el marchitamiento total y la caída de la hoja.

Cabe destacar que este tipo de síntomas también se pueden producir por causas no asociadas a ninguna plaga (agentes abióticos o medioambientales): estrés hídrico, viento, salinidad, exceso de nutrientes, etc.

La diferencia entre los síntomas producidos por estas causas, y los ocasionados por la presencia de Xylella fastidiosa, radica en que cuando se deben a causas abióticas o medioambientales, el quemado de hojas suele ser generalizado, afectando tanto a las partes jóvenes como a las más viejas, y suele observarse en todas las plantas del mismo lote, puesto que se han desarrollado en las mismas condiciones.

¿Cuáles son los principales síntomas en olivar?

En el foco detectado en Italia, los olivos mostraban seca de hojas, ramas, e incluso árboles enteros. Sin embargo, se tiene poca información respecto a la patogenicidad de Xylella fastidiosa en olivos, y todavía no está claro si estos daños son atribuibles a esta bacteria en exclusiva. En la mayoría de los olivos afectados, también se han detectado hongos patógenos, pertenecientes a los géneros Phaeoacremomium y Phaeomoniella, y el insecto perforador de la madera Zeuzera pyrina.

En los brotes afectados en olivo, también se ha observado un oscurecimiento de los vasos  del xilema, al realizar un corte transversal de los mismos.

 

Hojas afectadas por Xylella en olivar

 

Métodos de control de la Xylella Fastidiosa

  • Extremar precauciones en el comercio de material vegetal sensible y especialmente el procedente de zonas con presencia de la bacteria.
  • Una vez detectado un foco en campo, los productos químicos no son efectivos. No hay una solución química probada. Lo mejor es eliminar los árboles afectados y la vegetación silvestre que los rodea.
  • Como consecuencia del punto anterior, también habría que llevar a cabo un programa de vigilancia en los siguientes años para evitar el rebrote.

Como veis son muchas las incertidumbres en torno a la Xylella en el Olivar. No existe ningún producto autorizado para su control, aunque si se está trabajando mucho en la investigación de la enfermedad. Este es el caso el Proyecto POnTE, es el primer proyecto transnacional de investigación financiado por la Comisión Europea que tiene como uno de sus objetivos la lucha contra Xylella fatidiosa.  En este proyecto se diseñará una estrategia europea para la gestión integrada de la enfermedad, con el objetivo de desarrollar las medidas de prevención, detección, contención y erradicación más adecuadas desde el punto de vista técnico, económico y medioambiental.

 

Síntomas de Xylella en las olivas

 

Además de esta línea de investigación, el proyecto PONTE estudia  la genética y biología de los patógenos de Hymenoscyphus fraxineu, nuevas especies de Phytophthora y Candidatus Liberibacter solanacearum (en la investigación de este último participa Certis en la actualidad).

No hace falta recordar que la producción de aceite de oliva es un motor para la economía agraria de España. Por esta razón, el ébola del olivar es una de las grandes preocupaciones dentro del sector agrícola de nuestro país. En Certis queremos animaros a extremar precauciones con este artículo, para que la enfermedad se mantenga siempre fuera de nuestras fronteras. ¡Os animamos por ello a compartir este contenido!

¿Todavía tienes dudas? Recomendamos echar un vistazo a esta hoja informativa de la Comisión Europea sobre Xylella fastidiosa, documento con interesantes preguntas y respuestas sobre la enfermedad.

 

Fuente imágenes: Flickr

Fuente contenido: Documento sobre Xylella de la Junta de Andalucia