La viña es uno de los cultivos más resistentes a los efectos de las enfermedades endémicas o las plagas, aunque como cualquier otra planta puede verse afectada por diferentes patologías que pueden condicionar los niveles de producción: hongos, bacterias, virus, tumores o agallas del cuello, negrilla… Entre todas las enfermedades de la viña hay dos hongos que suponen la principal amenaza para los productores vinícolas: la Botritis (Botrytis cinérea) o podedumbre gris y el Oídio (Uncinula Necátor). ¿Quieres aprender cómo combatirlos de una forma eficaz? En este artículo tienes todos los consejos necesarios para proteger tus viñedos de Oídio y Botritis. Descubre cómo puede ayudarte el fungicida Armicarb® de Certis.

 

Oídio en la vid

Este hongo, originario de Norteamérica aparece tanto sobre hojas, como sobre brotes o los frutos. Se identifica de forma sencilla ya que provoca un aspecto blanquecino sobre toda la superficie de la planta afectada.

Este hongo externo tiende a aparecer en episodios de elevada humedad y, en caso de afectar a la uva, deja un depósito sobre ella provocando su rotura y total deshidratación. Por esta razón en casos extremos podría llegar a provocar la total pérdida de la cosecha.

Al tratarse de una enfermedad endémica, no hay un umbral definido de intervención, por lo que debemos tratar el Oídio siempre de forma preventiva. Dentro de las tareas preventivas es conveniente realizar podas en verde, eliminar pámpanos y tratar de facilitar la aireación de los racimos para la correcta penetración de los productos fitosanitarios. En relación a estos últimos, siempre deberemos aplicar fungicidas de acción preventiva y curativa que eviten la aparición de resistencias y que aseguren un respeto absoluto a las propiedades y la calidad de las uvas o el mosto.

 

Botritis en la vid

A diferencia del Oídio, el hongo de la Botritis afecta principalmente a racimos en estado próximo a la maduración. Para cercionarse de su presencia, basta con observar el estado de los granos de la uva. En caso de que estos empiecen a adquirir un tono grisáceo, los efectos de la enfermedad de la “podedumbre gris” ya son visibles.

Su aparición es consecuencia de los episodios de lluvias continuados y su daños no sólo afectan a la cantidad de la cosecha, sino también a la calidad de las uvas y los vinos que se van a extraer.

Para el tratamiento de la botritis se recomiendan las mismas acciones que para el Oídio, aplicando de nuevo productos fitosanitarios de carácter preventivo.

Otras acciones de prevención:

–  Se debe poner especial hincapié en los deshojados una vez ya se ha producido la floración y cuajado.

–   Prevenir las heridas de las bayas provocadas por el Oídio, las polillas del racimo y otros insectos evitan esta importante vía de entradas para la Botrytis.

– Asegurar una correcta colocación de los páramos evitando sombreados o amontonamientos en los racimos.

–   Evitar grandes cantidades de abonos nitrogenados.

 

⇒ Quizás también te interese:   Control de la polilla del racimo en viña y uva de mesa

 

ARMICARB® de Certis: la solución más sostenible y eficaz

Fungicida biológico de contacto con acción preventiva y curativa, especialmente diseñado para el control de Oídio y Botrytis en diversos cultivos: vid, frutales y hortícolas. En el caso de viñedos, donde la afectación es múltiple, Armicarb®  ataca desde diferentes puntos, garantizando la total prevención y control de los hongos fitopatógenos.

Dada su eficacia sobre oídio y Botrytis, y la ausencia de residuos en el cultivo tras las aplicaciones del producto, el posicionamiento de Armicarb®   en viña de vinificación es:

  • Desde brotación a recolección, integrándolo dentro de una estrategia de manejo de Oídio y Botrytis junto con otros productos sistémicos y/o penetrantes, con el fin de disminuir la resistencia de las enfermedades a fungicidas.
  • Focalizando sus tratamientos previos a recolección, teniendo efecto sobre dos enfermedades distintas, y asegurándonos una cosecha sin residuos.
  • Dentro de las estrategias de lucha contra Oídio y Botrytis en agricultura ecológica al tratarse de un producto certificado para tal uso.

Eficacia de ARMICARB® contra el Oídio en vid

Certis España realizó un estudio comparativo donde se aplicó en 5 ocasiones Armicarb® y el activo comercial Spiroxamina a una dosis de 0,5 l/ha sobre las variedades de uva Gamay y Chasselas. En esta investigación se utilizó una frecuencia de aplicación de 10-13 días, iniciándose cuando el cultivo desarrolló los brotes  (estado BBCH 30). El volumen total de aplicación alcanzó los 300-400 l/ha.

Durante la valoración de resultados, se observó como la calidad de la uva y del mosto no se vío afectada en relación al contenido de azúcares de la uva y al posterior contenido de alcohol de los caldos.

 

Eficacia Armicarb frente a Oídio (severidad en hojas y racimo)

Eficacia Armicarb frente a Oídio (severidad en hojas y racimo)

 

Eficacia de ARMICARB® contra la Botritis en vid

En otro estudio dirigido a la prevención de la Botrytis, Armicarb® fue aplicado en 5 ocasiones, usando como referencias comerciales los activos Boscalid 50% 0.8 kg/ha y Meganipyrim 50% 1 kg/ha sobre la variedad de uva Riesling. En este caso, la frecuencia de aplicaciones fue de 21-55 días, empezando en fase de floración (estado BBCH 60-65).

En total, el volumen de aplicación utilizado fue de 500 l/ha, y una vez más la producción no vió alterada la calidad de la uva y el mosto, en relación al contenido de azúcares y al nivel de alcohol de los caldos.

 

Gráfica comparativa eficacia Armicarb sobre Botritis (severidad en racimos)

Gráfica comparativa eficacia Armicarb sobre Botritis (severidad en racimos)

 

En los datos del ensayo presentado a continuación, se observa una eficacia superior al 70% de Armicarb® utilizado a 5 kg/ha, mostrando mayor eficacia que el estándar químico, que no supera el 30% de eficacia sobre la severidad de la Botrytis en racimo.

Asimismo, podemos concluir que incluso el Armicarb® usado a menor dosis (3 kg/ha), presenta una eficacia superior al 50% tras cuatro tratamientos.

 

Eficacia Armicarb sobre botrytis (severidad)

Eficacia Armicarb sobre botrytis (severidad)

 

Ventajas competitivas de ARMICARB®

  1. Respetuoso con el medio ambiente, ya que se trata de un producto certificado para la agricultura ecológica. Armicarb® es una garantía para todos aquellos productores y agricultores preocupados por la sostenibilidad de sus explotaciones vinícolas. Concretamente Armicarb® cuenta con el certificado ecológico CV168PAE-10.5. expedido por Sohiscert.
  2. Biofungicida no residual, lo que permite aplicaciones para el control de la enfermedad hasta un día antes de recolección, o entre dos momentos de cosecha.
  3. No genera resistencias. Esta es una de las principales ventajas a la hora de escoger un producto fitosanitario. Esta capacidad es consecuencia de su formulación, donde la materia activa Carbonato de Hidrógeno de Potasio 85% SP actúa de forma múltiple, atacando desde diferentes puntos a la enfermedad sin generación de resistencias.
  4. Compatible con la agricultura integrada.
  5. No afecta en ningún caso a la calidad y propiedades de la uva o el mosto.

 

Certis España tiene amplia experiencia en la formulación y comercialización de fitosanitarios ecológicos. En el caso de la vid, la composición mineral de Armicarb® asegura la sostenibilidad del producto. Además Armicarb® es totalmente compatible con programas de agricultura integrada; aquellos basados en el bajo impacto ambiental, el respeto a la fauna auxiliar y la no generación de resistencias.

¿Te gustaría conocer todos los beneficios de la agricultura sostenible? ¿Quieres aplicar productos más sostenibles sobre tus producciones vinícolas? Contacta con el equipo de ingenieros agrícolas de Certis y déjate asesorar por expertos en materia agrosostenible.