Pese a los malos precios de la patata en la campaña pasada y la escasez de agua embalsada, son muchos los agricultores que ya están pensando en la nueva temporada. Además de hacer frente a la siembra, la principal preocupación que estos tienen es cómo proteger sus cultivos frente a las plagas del suelo, ya que durante la primavera tanto los insectos como los nematodos se reactivan.

El gusano del alambre (Agriotes spp.) es, sin lugar a dudas, la plaga más importante en el cultivo de patata, tanto por su extensión (casi todas las tierras están infestadas) como por su impacto en la producción final y en la calidad.

La plaga de gusano del alambre es muy persistente, ya que estos parásitos pueden vivir entre 3 y 5 años en el suelo. Sus larvas se mueven en dirección horizontal y vertical en busca de las mejores condiciones para su desarrollo y suben hacia la superficie con la llegada de la primavera, buscando las temperaturas suaves, la humedad del terreno y alimento.

Aunque es una plaga que puede afectar a diferentes cultivos, es especialmente dañina para la patata. Existen dos momentos principalmente críticos:

  • Durante la siembra y germinación, pues la patata emite unos compuestos que atraen al gusano del alambre.
  • Cuando la patata está en fase de tuberización, es decir, próxima a ser cosechada. En este momento los ataques de gusano del alambre pueden causar grandes mermas en la calidad de las patatas.

 

cultivo de patata

 

Cómo controlar el gusano del alambre en el cultivo de patata

El gusano del alambre puede combatirse mediante programas de Control Integrado de Plagas que apuestan por los siguientes métodos como forma de control:

  • Rotación de cultivos con aquellos cultivos que son poco sensibles al gusano del alambre.
  • Laboreo en verano para matar adultos, huevos y sacar gusanos a la superficie.
  • Monitorizar el nivel de población con trampas alimenticias.
  • Pulverizar los adultos cuando emergen en primavera.
  • Tratar con insecticidas granulados las larvas en el momento de la siembra.

En este último punto el problema viene marcado por la escasez de insecticidas de suelo, ya que en la actualidad quedan pocas alternativas para combatir el gusano del alambre, concretamente estas: clorpirifos, teflutrin, lambda-cihalotrin y etoprofos, siendo esta última la que ejerce mejor control.

Para el control del gusano del alambre en Certis disponemos de MocapⓇ New 10G (anteriormente conocido como MocapⓇ) a base de etoprofos microgranulado al 10% p/p. Este producto presenta una nueva formulación y presentación más segura con respecto a su predecesor. Se trata de un potente fungicida de elevada persistencia y efectivo frente a diferentes insectos de suelo, pues además de combatir el gusano del alambre, también está indicado contra gusanos grises y orugas de noctuidos (rosquillas, gardama…).

MocapⓇ New 10G se aplica directamente sobre el terreno distribuyendo bien sus gránulos por el surco en el momento de la siembra de la patata. Una vez incorporado en el suelo, el producto queda retenido en el sustrato y actúa por contacto controlando eficazmente el gusano del alambre.

 

cultivo de patata

 

Para garantizar el óptimo rendimiento del producto es esencial realizar una buena distribución de este por todo el surco de siembra, utilizando preferentemente boquillas distribuidoras acabadas en “cola de pez”. Hay que asegurarse de que la patata no se sitúa a mayor profundidad que los microgránulos y no se deben aplicar fertilizantes o productos de reacción alcalina inmediatamente antes o después de la siembra.

MocapⓇ New 10G es el insecticida preferido por los profesionales del cultivo de patata por diferentes razones:

  • La baja movilidad en el suelo (incluso bajo lluvias intensas) que permite crear una barrera de protección donde se desarrolla la patata.
  • La gran potencia insecticida que tiene cuando el insecto entra en contacto con la zona de suelo tratada.
  • La protección duradera que ofrece sobre la simiente de patata para un rápido establecimiento del cultivo.
  • La drástica reducción de las poblaciones en el suelo.
  • El efecto persistente que dura hasta la fase final del cultivo.

En resumen, MocapⓇ New 10G es el tratamiento perfecto para combatir el gusano del alambre y evitar problemas en el cultivo de patata. ¿Necesitas más información? Ponte en contacto con nosotros.