La Lobesia botrana es una polilla cuyo alimento principal es la vid. Por este motivo se la conoce comúnmente como “la polilla del racimo”.  En Certis hemos preparado este exhaustivo ensayo donde repasamos las principales características de esta plaga y presentamos nuestro programa integral para el control de Lobesia Botrana, aplicable durante todo el ciclo del cultivo.

 

Comportamiento de la polilla del racimo

Ampliamente extendida en toda España, la polilla tiene presencia sobre el cultivo de vid en 3 generaciones. La primera ataca a las yemas florales, siendo la segunda generación (que coincide entre cuajado y el grano tamaño guisante), así como la tercera generación (que coincide entre grano tamaño guisante y envero), las que provocan los mayores daños

 

“Con carácter general, sólo es necesario tratar para la 2ª y 3ª generación”

 

También cabe hacer mención a la Clysiao Eupoecilia ambiguella, considerada como polilla del racimo y que sólo se localiza en el norte de España, siendo muy similar en su comportamiento y en sus métodos de control.

 

 

Ciclo biológico de la polilla del racimo

Los huevos recién puestos tienen un color amarillo y se encuentran sobre los granos de la vid.

Las larvas, de coloración verdosa con la cabeza marrón claro, pueden localizarse en los racimos. Al ser molestadas se descuelgan mediante un hilo sedoso.

Las pupas son difíciles de localizar ya que se esconden en la corteza de las cepas, hojas y racimos. Están envueltas por un capullo blanco con brillo sedoso.

El adulto es una mariposa cuyo cuerpo mide alrededor de 6mm. Sus alas, cuando están desplegadas, llegan a medir entre 10 y 13 mm. Su primer par de alas es jaspeado, con manchas oscuras en marrón alternando con zonas claras. Las alas posteriores son grises y están provistas de flecos grisáceos.

 

Dispersión

Esta plaga se dispersa por movimiento o tránsito de fruta fresca de uva sin fumigar, fuera del área controlada, y por movimiento de maquinaria usada sin lavar ni desinfestar (también fuera del área controlada). Otros elementos de dispersión son los residuos de las tareas de podas, los restos de fruta que queden en la planta, cajones u otros elementos que se utilicen en la cosecha y no se laven adecuadamente.

 

Impacto en la producción

Ocasiona una merma en la producción, debida a la destrucción de bayas (granos). También produce pérdidas de calidad, tanto en uva de mesa como en la de vinificar, ya que las heridas producidas en los granos favorecen la aparición de podredumbres causadas por diversos hongos. En uva para vinificar, además, los residuos que dejan estos hongos transmiten mal olor y mal sabor a  los vinos.

Por otro lado, esta plaga causa perjuicios económicos indirectamente, a través de las regulaciones que imponen los países importadores en el comercio internacional.

 

Quizás también te interese → Protege tus viñedos del oídio y la botritis con Armicarb

Programa de Certis para el control de Lobesia Botrana

MIMIC 2F® 

  • Materia activa: Tebufenocida 24% p/v
  • Formulación (SC) para aplicación foliar.
  • Larvicida con excelente control de lepidópteros.
  • Eficaz frente a numerosas especies.
  • Selectivo para los polinizadores y los insectos auxiliares. Producto fitosanitario de bajo impacto medioambiental.
  • Presenta un perfil ecotoxicológico muy favorable.

La Tebufenocida, pertenece a la familia de las diacilhidracinas, específico fundamentalmente para el control de lepidópteros.

 

Muda Normal MIMIC 2F Lobesia

 

 

Muda modificada por tebufenocida

 

La primera consecuencia es que las larvas dejan de alimentarse de 12 a 24 horas (tras el primer tratamiento) por inapetencia. Al mismo tiempo, comienza un proceso de producción de una nueva cutícula, debajo de la ya existente (vieja).

Las larvas, al no poder deshacerse de su vieja cutícula, mueren de deshidratación y de hambre, en 24 a 72 horas.

Con larvas expuestas a dosis sub-letales de Tebufenocida, se ha observado la emergencia de adultos estériles, tanto machos como hembras.

No se ha observado resistencia cruzada con otros insecticidas, gracias a este modo de acción único. Mimic 2F® es una herramienta extraordinaria para programas de manejo de resistencias y para el uso sostenible de insecticidas en programas IPM.

Gracias a este modo de acción, las plagas lepidópteras son controladas a la vez que se mantienen las poblaciones naturales de insectos benéficos predatores y parásitos (selectivo).  Mimic 2F®,  presenta  una elevada actividad frente a lepidópteros de gran importancia en numerosos cultivos, Spodoptera spp y otras orugas  en cultivos hortícolas de invernadero y al aire libre, Polillas del racimo y Piral en la vid, o Carpocapsa y Tortrix en frutales. También está registrado para el control de phillocnistis citrella en cítricos.

 

“Se recomienda su utilización durante las primeras semanas de cultivo, para el control de larvas L1-L2 y saneamiento general del cultivo”

 

Modo de empleo de MIMIC 2F® 

Aplicar en pulverización foliar. Es conveniente alternar los tratamientos con otros insecticidas de diferente modo de acción. Mezclar en un volumen de agua suficiente para obtener una buena cobertura de las partes de la planta a proteger (modo de acción por ingestión). Las dosis propuestas están previstas para un volumen de caldo de 1000 L/ha o más. En caso de utilizar un volumen de caldo más bajo, se deberá concentrar para mantener la cantidad de producto necesario por hectárea.

 

Usos y dosis autorizados:

Cultivo Plaga Dosis Plazo de
seguridad
Viñedo y parrales Lobesia botrana 50 a 60 cc/hl 21 días
Viñedo y parrales Eupoecilia Ambiguallis 50 a 60 cc/hl 21 días
Viñedo y parrales Sparganothis pillerina 50 a 60 cc/hl 21 días

 

Compatibilidad de MIMIC 2F® 

Mimic 2F® es compatible con la mayoría de los productos fitosanitarios. De todas formas, antes de mezclar se aconseja realizar una pequeña prueba. En caso de mezcla con aceite, verter primero Mimic 2F® en el agua con agitación y después el aceite.

 

Selectividad con los cultivos

Mimic 2F® es totalmente selectivo para los cultivos en los que está registrado y en las condiciones de aplicación recomendadas

 

 

DELFIN® 

  • Composición: Bacillus thuringiensis kurstaki Cepa SA-11.
  • Actividad: por ingestión.
  • Modo de acción: Provoca la formación de poros en el intestino de la larva, lo que causa un desequilibrio osmótico y finalmente la lisis celular.
  • Eficacia: excelente control de un amplio espectro de larvas de lepidópteros (específico).
  • Persistencia: producto cero residuos.
  • Amplio rango de acción larvicida, gran selectividad para organismos útiles y un perfil ecotoxicológico muy favorable .
  • Espectro de acción:  Spodoptera, Helicoverpa spp., Plusia spp., Trichoplusia spp., Mamestra brassicae,  Autographa  gamma,  y  otras  orugas,  Lobesia  botrana ,  Cydia pomonella, Lymantria spp, orugas defoliadoras y arañuelo en frutales y Prays en olivo y cítricos , entre otros.

La materia activa Bacillus thuringiensis kurstaki Cepa SA-11, ya está incluida en el Anexo I de la Directiva 91/414/EC (Directiva de referencia 2008/113) y es distribuida en exclusiva por Certis Europe B.V. Sucursal en España  con el Número de Registro 19.159.

Bacillus thuringiensis es una bacteria Gram positiva, aerobia estricta, común en  el  suelo.  Cuando  esporula,  la  bacteria  produce  endotoxinas  que  poseen propiedades insecticidas específicas contra larvas de lepidópteros.

Delfin® es un insecticida que actúa por ingestión, es decir que debe ser consumido por la plaga para ejercer su acción. Gracias a su modo de acción específico, las larvas de lepidópteros son controladas a la vez que se mantienen las poblaciones naturales de insectos beneficiosos predadores y parasitoides (es selectivo).

Modo de acción de DELFIN® 

Cuando se produce la esporulación del Bacillus thuringiensis, éste sintetiza cristales proteicos compuestos de δ-endotoxinas (pro-toxinas) denominadas también toxinas Cry, que son las responsables de la acción insecticida, por la interacción especifica de las toxinas con proteínas del epitelio intestinal (receptores primario y secundario) de larvas susceptibles.

 

“El momento más oportuno para su aplicación es el inicio del desarrollo de las larvas”

 

 

Modo de empleo de DELFIN® 

Aplicar en pulverización foliar, a las dosis indicadas en la siguiente tabla. Mezclar en un volumen de agua suficiente para obtener una buena cobertura de las partes de la planta a proteger.

El pH del caldo de pulverización debe ser levemente ácido a neutro. No posee plazo de seguridad.

No deberá mezclarse con otros productos no recomendados, ya que se podría alterar la viabilidad de las esporas.

 

Cultivo Plaga Dosis Plazo de
seguridad
Vid Polillas del racimo 0,05-0,075% NP

 

Selectividad con los cultivos

Delfin® es totalmente selectivo para los cultivos en los que está registrado y en las condiciones de aplicación recomendadas.

 

Materiales y métodos del ensayo realizado en Requena (Valencia), durante la primavera-verano de 2015 

 

El ensayo se realizó en diferentes variedades de vid: Bobal y Cabernet.

El objetivo del ensayo fue evaluar el efecto de Delfin® y Mimic 2F® en el control de Lobesia botrana en vid para comparar la eficacia de la misma con el programa químico estándar.

En todas las parcelas se monitoreó los vuelos con trampas, recomendándose la instalación precoz de las mismas de monitoreo y seguimientos semanales.

Los periodos críticos son 1ª generación (racimo visible), 2ª generación (tamaño guisante e inicio de envero)  y 3ª generación (final de envero a madurez).

 

Tratamientos

 

Nº tesis Nombre del producto Dosis Volumen Superficie
1 Mimic 2F 0.06% 1000 L/ha Min. 1 ha
Mimic 2F 0.06% 1000 L/ha
Delfin 0.075% 1000 L/ha
2 Control sin tratar

 

 

Esquema de aplicación de MIMIC 2F® y DELFIN® 

Esquema de aplicación de Mimic 2F y Delfin (programas 2 y 3)

 

Control excelente, en segunda y tercera  generación, mediante 2-3 tratamientos consecutivos con Delfin® (intervalo 7-10 días) en cada generación.

 

 

Combinación de tratamientos

 

Tratamiento químico complementario llevado a cabo en las parcelas

 

Se siguieron las prácticas normales locales preventivas y el mantenimiento recomendado para el control de otras posibles enfermedades o plagas.

 

Momentos de aplicación de los productos testados a lo largo del ensayo

 

Aplicación Tratamiento BBCH Fecha aplicación
A Mimic 2F 0.06 % 75 04/07/2015
B Delfin 0.075% 78 05/08/2015
C Delfin 0.075% 79 16/08/2015

 

Se vigiló periódicamente, cada 1-2 semanas acorde al nivel de riesgo, las puestas y su evolución en 200 racimos, repartidos entre los bordes y el centro.

 

 

Evaluaciones y resultados

Las evaluaciones o muestreos se han realizado siguiendo la metodología descrita en las guías EPPO, guías de referencia en Francia utilizadas para el registro de productos fitosanitarios, que nos ayudan a saber qué, cómo y cuándo evaluar.

El nivel de infestación de Lobesia botrana en junio fue baja y no se observaron nidos ni  larvas al final de la 2ª generación.

 

Lobesia botrana (capturas por semana)

 

 

Sólo en la parcela en la que se siguió el programa químico estándar se observó un 2% de racimos dañados. No se observaron larvas en ninguno de los 100 racimos evaluados por parcela durante el periodo de ensayo.

La parcela control solo fue evaluada en el momento de la recogida de uva.

 

Porcentaje de incidencia de racimos dañados por tratamiento

 

racimos dañados

 

 

Conclusión

La estrategia de control de Certis, frente a Lobesia botrana, consiste en la alternancia de Mimic 2F® y Delfin® en segunda y tercera generación respectivamente. En caso de presión fuerte, o vuelos muy prolongados, se puede alternar Mimic 2F® y Delfin® en una misma generación. Ambos productos se pueden aplicar para el control de la primera generación.