El repilo del olivo es una de las enfermedades más extendidas por nuestra geografía. Está provocada por un hongo de la familia Fusicladium y sus ataques causan importantes defoliaciones en los olivos, afectando también a la producción de estos. Está considerada como la enfermedad más importante del olivar.

El patógeno causante del repilo del olivo prefiere la humedad y las épocas templadas, por ello sus ataques se concentran principalmente durante la primavera y el otoño. Su medio de dispersión es el agua procedente de la lluvia, el rocío y la niebla, por lo que como medida de prevención se debe evitar el agua encharcada, al igual que el uso de abonos nitrogenados y que las copas de los árboles estén muy espesas evitando así una buena ventilación.

Una vez se ha dado una infección por repilo, esta es muy difícil de eliminar. Por ello, la prevención es fundamental. En la actualidad, el cobre es la principal sustancia que se está empleando para el control de esta enfermedad.

Funcionamiento Kdos

 

 

KocideⓇ Opti y KdosⓇ, fungicidas a base de cobre para tratar el repilo del olivo

El cobre ejerce una acción preventiva frente al hongo que causa el repilo del olivo, pues permite detener la proliferación de este, incluso en condiciones favorables para su desarrollo. En Certis contamos con dos fungicidas de nueva generación formulados a base de cobre para tratar el repilo: KocideⓇ Opti y KdosⓇ. Ambos productos presentan unas características similares:

  • Están formulados a base de hidróxido cúprico con una fórmula basada en la tecnología BioActiveTM.
  • Los dos fungicidas ofrecen una cobertura uniforme, muy buena retención y adherencia, así como una buena actividad biológica.
  • Ambos productos son el resultado de un proceso exclusivo de fabricación y patentado que permite obtener partículas de gran finura, las cuales liberan una mayor cantidad de cobre activo/kg de producto.

KocideⓇ Opti y KdosⓇ se diferencian principalmente en la concentración de cobre metal que disponen, pues KocideⓇ Opti tiene una concentración del 30% y KdosⓇ del 35%. Además, cuentan con registros diferentes, ya que KocideⓇ Opti para olivo, vid, frutales de pepita, hortícolas y cucurbitáceas de piel comestible. Mientras que KdosⓇ está autorizado en olivo, frutales de hueso y pepita, granado, cítricos, vid, hortícolas, patata, fresal, garbanzo y arbustos ornamentales.

 

Funcionamiento Kocide Opti

 

Las aplicaciones de ambos productos tienen la capacidad de reducir las aportaciones de cobre metal tanto en terreno como en el olivar entre un 20 y un 65% y, además, tienen efecto helicida. Tanto KocideⓇ Opti como KdosⓇ están certificados para agricultura ecológica y ofrecen una buena compatibilidad en mezcla con otros productos de uso habitual.

Si deseas obtener más información al respecto, ponte en contacto con nosotros o consulta a tu técnico habitual.